viernes, junio 01, 2007

DAVID COPPERFIELD (USA, 1934) Melodrama

Director: George Cukor.
---
Intérpretes Principales: Freddie Bartolomew, Basil Rathbone, W.C.Fields, Frank Lawton, Elizabeth Allen, LIONEL BARRYMORE.
---
Argumento: David Copperfield es un niño que crece feliz al lado de su madre, viuda. Sin embargo, esta se casa con un mal hombre y su vida se convierte en un infierno. Para colmo de males, la madre muere y es enviado a Londres a trabajar duramente.
---
Mi opinión: Vista dos veces, la primera vez pensé que se trataba de una buenísima adaptación de la celebérrima novela de Dickens.
Se conseguiía transmitir el espíritu de la obra escrita, algo muy difícil de lograr, a juzgar por los contínuos fiascos que nos depara el séptimo arte al adaptar famosas novelas.
Muy buena realización, vigorosa, excelentes interpretaciones y una ambientación para quitarse el sombrero. Recomendable de todas todas.






Vista de nuevo, ya de muy mayorcito, en 2006, mi impresión es que, en efecto, se trata de una buena película...aunque el tiempo no la ha tratado excesivamente bien.
Digo esto porque ahora se ve que es un tanto lacrimógena, los hechos y, sobre todo, los personajes "secundarios", pasan demasiado de prisa por la historia, y hay una evidente desigualdad en el interés según David Copperfield es un niño (los mejores momentos) con los que ya es adulto (un tanto disperso).
De todas formas es un placer ver el trabajo de un elenco interpretativo excepcional, y contemplar con qué elegancia mueve su cámara el gran director George Cukor.

2 comentarios:

BUDOKAN dijo...

Coincido con que esta película es de una realización más que precisa pero no llega a la altura de genial. Sin embargo se deja ver bastante bien. Saludos!

travismagee dijo...

HOla, amigo Budokán,

Pues sí, está considerada como una obra maestra y la mejor adaptación cinematográfica de una obra de Dickens...Y puede que sea cierto, pero, repito, vista hoy en día, creo que resulta un tanto ajada.
Las interpretaciones son maravillosas, con Basil Rathbone y Edna May Oliver sencillamente extraordinarios en sus crueles papeles.
Por no hablar de la "gran humanidad" del excelente y hoy completamene olvidado W.C. Fields (ni siquiera yo suelo recordarle cuando repaso mi lista de estupendos actores del Hollywood dorado).
Sin embargo, los sentimientos abordados en el film están acordes con la época en la que se rodó. Y dicha época está ya muy, muy, muy lejana, por lo que el público de ahora no puede sentir lo que el de aquél entonces.
Ahí, creo, radica el que se vea ahora esta buena película como algo ya casi en desuso, aunque en el libro quede genial.
Pero es mi opinión, claro.

Un saludo a todo/as.

Travis (Iñaki)