jueves, octubre 01, 2009

MALDITOS BASTARDOS (INGLORIUS BASTERDS) (USA, Alemania; 2009) Bélico. Media: 7,33


Director: Quentin Tarantino
---
Intérpretes Principales: Brad Pitt, Mélanie Laurent, Christoph Waltz, Eli Roth, Michael Fassbender, Diane Kruger, Daniel Brühl.
---
Argumento: Durante el primer año de la ocupación alemana en Francia, Shosanna Dreyfus presencia la ejecución de su familia a manos del coronel nazi Hans Landa.
Shosanna consigue escapar y huye a París, donde se forja una nueva identidad como dueña de un cine.
En otro lugar de Europa, el teniente Aldo Raine organiza un grupo de soldados judíos americanos para ejecutar brutales y rápidas represalias contra objetivos concretos. Conocidos por el enemigo como “Los Bastardos”, los hombres de Raine se unen a la actriz alemana Bridget von Hammersmark, una agente secreta que trabaja para los aliados, con el fin de llevar a cabo una misión que hará caer a los líderes del Tercer Reich.
El destino quiere que todos se encuentren bajo la marquesina de un cine, donde Shosanna espera para vengarse
.
---
Mi opinión: Estupendo homenaje de Quentin Tarantino a las pelis, preferiblemente italianas, que tocaron el tema del cine bélico respecto a la II Guerra Mundial, donde se describían las feroces y a la vez divertidas luchas entre las tropas aliadas y los nazis alemanes.
Sobre todo toma como base a las exitosas aunque ciertamente mediocres películas de
Enzo G. Castellari, que no obstante no cabe duda de que sabía narrar resultando ameno y entretenido.
Tarantino, ya se suponía, lo ha mejorado muchísimo, consiguiendo un producto cachondo, irreverente y totalmente feroz y entretenidísimo.
Se ha dicho, comentado y oído y leído que es un film irregular, con momentos incluso tediosos. ¿Tediosos? pues yo no me he dado cuenta.





Me ha parecido un divertimento de primera, magníficamente dirigido e interpretado, amén de ambientado.
Desde el terrible prólogo, donde vemos de qué va e irá todo, presentándonos uno de los mejores personajes de la historia del cine, sin distinción de géneros, el caza judíos maravillosamente interpretado por Christoph Waltz, hasta el magistral momento de la larguísima pero inmejorable escena de la taberna, la cinta se degusta como el manjar que es. Sí, una gran broma al fin y al cabo, pero entusiasta y muy apreciable en todos lo sentidos.
En mi opinión, una peli que merece la pena en todos sus aspectos aunque en verdad haya escenas un poquito duras...si no se entra en la filosofía y mundo de Tarantino. Que a estas alturas...