miércoles, enero 13, 2010

ZOMBIES PARTY: UNA NOCHE DE MUERTE (Shaun of the Dead) (Reino Unido, 2004) Comedia de terror. Media: 7


Director: Edgar Wright
---
Intérpretes Principales: Simon Pegg, Kate Ashfield. Nick Frost. Lucy Davis. Dylan Moran. Nicola Cunningham. Keir Mills. Matt Jaynes.
---
Argumento: Shaun vive con su amigo Ed en un pequeño apartamento, junto a otro amigo más responsable y serio que ellos. Los dos, sobre todo Ed, no hace nada que merezca la pena en la vida y pasa sus ratos libres tomando unas birras y mirando la vida.
Shaun tiene novia y está enamorado de ella, pero no cambia su carácter de fracasado y ella comienza a cansarse.
Mientras, y poco a poco, en la ciudad, al igual que en el país entero, una extraña epidemia se está extendiendo, convirtiendo a los habitantes en zombies o algo parecido
.
---
Mi opinión: Primera película del dúo Edgar Wright y Simon Pegg que tuvo un enorme éxito en su país, el Reino Unido, e internacionalmente.
Ya lo habían conseguido en televisión, pero tenían el cine como su asignatura pendiente.
Y el resultado final es muy curioso, para comenzar, y tremendamente respetable.
Y lo es por varias razones. En primer lugar porque mezcla muy bien el terror y la comedia. Bueno, terror, terror, no es que dé miedo pues toda la historia está supeditada al prisma del humor. Es una comedia en toda regla, pero sí que mantiene y respeta, repito, las constantes del cne de terror.




El guión es la piedra angular sobre la que se sostiene toda la película, siendo ingenioso, divertido, muy simpático y con notables referencias a la sociedad en que se vive. Es un guión creado por el director, Edgar Wright y por el protagonista, Simon Pegg.
Es virtuoso en el ritmo in-crescendo del argumento, y cuenta con unos muy estimables efectos especciales, eficaz banda sonora y unas estupendas interpretaciones.
La dirección de Wright es brillante en su puesta de escena, con estupendos travellings y una buena dosificación de escenas, bien cómicas, bien de terror.
Así, el espectador se lo pasa francamente bien y sale con una sonrisa de oreja a oreja. No le han dado gato por liebre, por cuanto no es, en absoluto, una comedia bufa donde se cachondean del cine de terror. Antes bien, lo glorifican, pero desde el terreno de la comedia. Ese espíritu tiene, loable por de más.
Ahora, bien, si se ve tras la excelente "Arma fatal", de la misma pareja creadora, puede decepcionar un tanto. Y es que "Arma fatal" es muy superior en todos los aspectos
.