miércoles, septiembre 02, 2015

BALAS VENGADORAS (I shotJesse James) (USA, 1949) Western





Director: Samuel Fuller
---
Intérpretes PrincipalesJOHN IRELAND, BARBARA BRITTON, PRESTON FOSTER, Reed Hadley, J. Edward Bromberg, Victor Kilian, Tom Tyler, Tommy Noonan, Eddie Dunn, Margia Dean, Byron Foulger, Jeni Le Gon, Barbara Woodell.
---
ArgumentoEl tristemente famoso Bob Ford, que traicionó a su amigo Jesse James, asesinándole por la espalda, cae en desgracia consigo mismo y con los demás. Nadie le quiere, ni le respeta.
Lo mata para conseguir el indulto del gobierno y casarse con su novia Cynthy, que a raíz de ese hecho deja de amarle pero es incapaz de decirle que desea romper con él, pues le teme.
---



Mi opiniónPrimer largometraje de Samuel Fuller y primer buen trabajo a su cargo, aunque quizás tenga una fama de algo más mérito que la que en realidad merece. Me refiero a que es una más que estimable película, pero algo mal envejecida por el paso del tiempo.
Se trata no de un western al uso, sino de un drama existencial, psicológico, con protagonista lleno de demonios interiores, remordimientos y necesidad de redención que, no obstante, es incapaz de alejarse de ellos y de tener una personalidad equilibrada que le haga merecedor de una vida más tranquila, por mucho que donde quiera que vaya habrá alguien presto y hasta deseoso de acabar con su vida. Es el precio a un hecho para él liberador pero reprobable socialmente.




Este personaje está magníficamente interpretado por ese buen actor que fue siempre el canadiense John Ireland, que sin embargo nunca alcanzó gran fama, trabajando incluso en westerns europeos de no demasiado fuste. También está acompañado por Bárbara Britton, actriz preciosa y que en esta ocasión tiene un más que difícil papel que sabe sacar con nota alta. Las caras que pone mientras escucha a su enajenado enamorado dan muestras de lo buena actriz que fue pero no pudo demostrar en demasía.
Buenos diálogos y un clímax febril, con buena puesta en escena, dan lugar a un buen trabajo que todavía se sigue considerando de culto. Para mi gusto, y después de verla por fin, tras años de intentarlo, quizás le viene algo grande esta consideración, pero merece la pena su visión.