miércoles, marzo 09, 2016

CALABRIA (Anime Nere) (Italia, 2014) Negro (Mafia)






Director: Francesco Munzi
---
Intérpretes PrincipalesMarco Leonardi, Peppino Mazzotta, Fabrizio Ferracane, Anna Ferruzzo, Barbora Bobulova, Giuseppe Fumo, Pasquale Romeo, Vito Facciolla, Aurora Quattrocchi.
---



ArgumentoEn un pequeño pueblo de la región de Calabria, los hermanos Carbone llevan años viviendo del lucrativo negocio familiar: el tráfico de drogas. 
Eran hijos de pastores, pero ahora forman parte de la familia criminal calabresa del entorno de la ‘Ndrangheta. 
Luciano, el mayor, alejado del resto de la familia, intenta mantenerse al margen hasta que su conflictivo hijo Leo empieza a acercarse a su carismático tío Luigi y sus turbios negocios. 
Cuando Leo pierde el control una noche, los tres hermanos se ven forzados a unirse de nuevo para defender el honor y las vidas de la familia.
---
Mi opiniónDurísimo relato cotidiano de una familia calabresa donde la cabeza visible son tres hermanos, dos dedicados en cuerpo y alma a la mafia, que viven en Milán, y el otro, el mayor, que vive en el pueblo alejado de la violencia, con un hijo conflicto que sólo quiere unirse a sus tíos y pertenecer a la organización, mientras él intenta impedirlo a toda costa...sin éxito.



Se trata de un excelente film, ganador nueve David di Donatello, los Goyas italianos, entre ellos el de Mejor Película y mejor Director.
Requiere, eso sí, algo de paciencia en su primer tercio, no en vano, a veces, parece no llevar a nada concreto, pues el ritmo lento y las situaciones algo anodinas, en apariencia, pueden llevar a pensar que será un poco dura narrativamente, y sin mayor interés.
Sin embargo, poquito a poquito la cinta va creciendo en interés y calidad, derivando en una profunda reflexión acerca de la violencia, de las leyes del honor, del valor de las relaciones familiares y de amistad, en medio de un mundo inclemente, violentó, trágico, donde las vendettas parecen no tener fin y la muerte está presente en cada momento.



Desgarradora, terrible en su dureza, queda en la retina y memoria del espectador, me temo que para siempre, no en vano el realismo de las situaciones deja un mal sabor de boca, un halo de tristeza, que hace que se saboree por su excelsa calidad cinematográfica, pero que al mismo tiempo resulte difícil de recomendar su visión a los demás, no en vano te deja echo polvo, pegado a la butaca, sin capacidad de reacción, tal es su dolorosa fuerza narrativa, el desarrollo de los acontecimientos que van sucediendo sin prisas pero sin pausas.
En el plano técnico, bellísima fotografía a cargo de Vladan Radovic y excelente banda sonora Giuliano Taviani.
Una soberbia adaptación de la novela de Gioacchino Criaco, poderosa en su manifestación del horror.